Estrategias de Negocios: diseñando acciones para el éxito empresarial en momentos de incertidumbre | Baker Tilly Costa Rica Estrategias de Negocios: diseñando acciones para el éxito empresarial en momentos de incertidumbre | Baker Tilly Costa Rica

Estrategias de Negocios: diseñando acciones para el éxito empresarial en momentos de incertidumbre

En la actualidad, la economía mundial está experimentando una serie de cambios basados en el comportamiento económico de los países.  Este año, durante la reunión del Foro Económico Mundial (FEM), celebrado el 24 de enero en Davos, Suiza, evaluaron 28 riesgos globales de índole económico, ambiental, geopolítico, social y tecnológico para este año, además se presentaron las 13 tendencias que son los impulsores de esos riesgos a nivel mundial.

El riesgo de América Latina ante la realidad global

Este escenario global nos presenta la necesidad de realizar ajustes y reformas en la estructura económica de los países, cambios que deben ejecutarse en corto y mediano plazo para dinamizar las economías, generando un incremento de la productividad y la competitividad. El panorama es ideal para facilitar el acceso a las innovaciones en la búsqueda de nuevos negocios, identificando y aplicando nuevas acciones que permitan una mayor inclusión social, el desarrollo sostenible y el desarrollo del capital humano.

El principal motor de la economía de un país es el dinamismo de las organizaciones que conforman los sectores público y privado. Toda organización, incluyendo la familia esta compuesta por capital humano, que en la mayoría de los casos está limitado por las deficiencias en los sistemas educativos que no preparan a las nuevas generaciones con las habilidades y competencias necesarias para competir en un mundo con grandes desafíos económicos.

Relación entre economía del comportamiento y la estrategia

Existe un elemento denominado “economía del comportamiento”, es la combinación del conocimiento de la economía básica y el comportamiento de los consumidores, en otras palabras, es toda la información que reciben los actores y tomadores de decisiones a nivel individual, familiar y empresarial sobre una decisión de compra, inversión o ahorro, que influyen de forma positiva o negativa en la dinámica económica de un país, considerando que las empresas y todo agente económico que está influenciado por una conducta piscología que pueden afectar el mercado, como la percepción, experiencia, capacidad de procesar información, emociones humanas y sociales.

Existen estudios que indican que durante la planeación las personas e individuos son exageradamente optimistas, elaborando planes estratégicos no coherentes con la realidad de la economía local e internacional.  Esta situación se define como “Falacia de planeación”, donde se subestiman los costos y tiempos asociados para el crecimiento con los indicadores estratégicos (KPI´s). Otro error común durante la preparación de los escenarios estratégicos para el futuro del negocio, es considerar información de años anteriores, sin suponer ajustes por la incertidumbre de los riesgos económicos, sociales, geopolíticos, ambientales o tecnológicos del país.

Tecnologías en los negocios

Las organizaciones activas en esta época moderna deben evaluar escenarios para sus negocios y considerar la aplicación de acciones que mitiguen impactos negativos y oportunidades para su negocio en sus respectivos mercados. Las tendencias a nivel mundial impactan en los individuos y la definición de las estrategias de los países.

Las empresas deben tener la capacidad de analizar la información disponible en sus bases de datos, redes sociales y dispositivos móviles con el fin de conocer los cambios en el mercado y las acciones que pueden desarrollarse en momentos de incertidumbre. Los tomadores de decisiones deben saber que sus actuales clientes internos y externos están cada vez más dependientes a los dispositivos móviles, lo que ofrece un indicador real sobre la ruta hacia donde las organizaciones deben enfocarse para compartir información y experiencia de sus productos o servicios a los consumidores finales.

Otra tendencia es sincronizar todos los contenidos en la “nube”, garantizado que la información se encuentre disponible y que cualquier dispositivo pueda acceder desde cualquier lugar, mediante aplicaciones sencillas y seguras.

Aún muchas empresas enfocan su estrategias de promoción en el boca a boca, mercadeo tradicional, al posicionamiento de la marca y mercadeo digital para generar ventas, sin embargo, los consumidores están tomando sus decisiones para adquirir un producto y servicio basados en experiencias, que son compartidas por internet o redes sociales. Los líderes de las organizaciones que no consideran al Internet y redes sociales como parte fundamental de las estrategias de mercadeo tendrán una visión de crecimiento y posicionamiento limitada.

Negocios sin fronteras

La globalización está obligando a las empresas a evaluar las opciones de crecimiento local y regional, pero el crecimiento no solo debe enfocarse en la estandarización y automatización de procesos para la generación de producto y servicios, el crecimiento implica también evaluar el aspecto cultural de los consumidores de cada región o país para adecuar sus productos; hay que tener presente que es positivo estandarizar los procesos de gestión de la creatividad, pero nunca detener la innovación, en la medida que la empresa genere innovación se incrementa la posibilidades de éxito y crecimiento de la empresa en el tiempo.

La pasión del capital humano y el talento son otros elementos fundamentales a considerar en momentos de incertidumbre en una economía.  La implementación de acciones estratégicas para el capital humano y talento expresado en indicadores son determinantes para adaptarse a los cambios del entorno. Si el área de Recursos Humanos no analiza, mide y evalúa periódicamente sus indicadores, limita la capacidad de realizar los ajustes necesarios para enfrentar desafíos del mercado que no son controlables por la empresa.

Concluimos entonces que el movimiento económico es muy variante, por lo que las estrategias de negocio deben estar adaptadas a las necesidades y requerimientos de las economías locales, pero con una clara visión innovadora que permita adaptarse también a las recomendaciones globales de economía mundial y pensar que nuestras empresas también pueden tener un nivel internacional.

Por: Roberto Samaniego Moreno, Gerente de Desarrollo de Negocios de Baker Tilly Panamá, Costa Rica, Nicaragua y República Dominicana.

artículo de estrategia empresarial

Please follow and like us:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *