6. Planifique con Anticipación, Empiece Antes

Nunca es muy temprano para empezar a planificar la sucesión, teniendo en mente que la sucesión es acerca de la continuidad del negocio, manteniniento de trabajo para sus empleados y construir el valor del capital de su empresa. Estos son resultados que usted quiere alcanzar apenas empieza a pensar en arrancar un negocio y que continuarán mientras esa negocio exista.

Establecer sus metas antes de comenzar el proceso de sucesión le permitirá desarrollar un plan para alcanzar esas metas. Parte de este plan es identificar los pasos a seguir que le permitirán alcanzar estas metas más fácilmente.

Un aspecto clave de su planificación es establecer y comprender los requerimientos financieros (las necesidades financieras) de la combinación de la empresa, la generación que pueda estar saliendo y la generación que pueda estar entrando. Para una sucesión efectiva, la empresa tiene que poder cumplir estas necesidades combinadas, o las expectativas tendrán que ser manejadas a nivel que puedan ser alcanzadas por la empresa.

El proceso de construir la capacidad financiera de la empresa para satisfacer las crecientes necesidades de las generaciones adicionales de la familia toma tiempo y debe comprenderse, planificarse y actuar en base a ello, con suficiente antelación de que se materialicen estas necesidades.

Pregunta:

¿Está usted planificando con suficiente antelación para actuar y proveer, y están estos planes claramente articulados en la forma de pasos a seguir?